jarra alkanatur

Y tú… ¿Qué tipo de agua bebes?

El agua que bebemos influye mucho en nuestra salud y sin embargo es algo que la mayoría de los ciudadanos pasamos por alto. El tipo de agua que bebemos cada puede influye directamente en el desarrollo de enfermedades, así como a favor de nuestra salud en muchas otras patologías.

En este post queremos explicarte cómo puede influir en tu salud el agua que bebes, dependiendo de la fuente de la misma, nunca mejor dicho:

Agua del grifo

Este es el agua que debemos beber con más cuidado. Aunque el ayuntamiento de tu localidad y las autoridades sanitarias deben velar por la potabilidad y salubridad del agua del grifo, este agua es con crecer la que más debemos evitar, por el bien de nuestro organismo. El agua del grifo contiene normalmente cloro, metales pesados, microplásticos, residuos sólidos… entre otros elementos tóxicos y perjudiciales para la salud.

La cuestión no es alarmar, pero sí concienciar de los problemas que podemos buscarnos si no tenemos cuidado con el tipo de agua que bebemos en casa.

Agua embotellada

El agua embotellada puede parecer una solución a este problema, pero ojo, no todo lo que reluce es oro. Todas las botellas de plástico contienen contaminantes hormonales en su composición. Estas botellas transmiten una gran cantidad de tóxicos al agua llamados disruptores endocrinos. Los más conocidos son bisfenol A, ftalatos, etc. Esto se demostró en el estudio Environment International, realizado por el Instituto de Investigación Biosanitaria de Granada en 2015.

En el laboratorio analizaron la actividad hormonal de 29 muestras de agua embotellada comercializada en España, con diferentes manantiales de procedencia y un marketing impecable de “agua mineral natural”. Los resultados evidenciaron que todas tenían acción hormonal. 

En 2019, la revista científica Frontiers in Chemistry publicó un estudio donde se determinó que las partículas de microplásticos son mucho más frecuentes en el agua mineral que en la del grifo. En el estudio se evaluaron aguas de 11 marcas internacionales adquiridas en diferentes lugares de distintos países. En total, 259 botellas fueron analizadas y el 93% de estas mostraban algún signo de contaminación por microplásticos.

Agua filtrada en jarras

La mayoría de jarras filtradoras de agua del mercado contienen en el interior de sus filtros resina de intercambio iónico, unas esferas de gel sintéticas, derivadas del petróleo (benceno y estireno) que intercambian los iones particulares por otros iones y así reducen la dureza del agua.

Estas marcas, muchas de ellas extranjeras, defienden el uso de este tipo de elementos químicos en sus filtros alegando que no traspasan su toxicidad al agua, pero esto se puede como mínimo poner en duda. De la misma manera que lo hacen los microplásticos de los envases del agua embotellada.

El agua en su estado más puro y natural contiene minerales. Estos minerales son nutrientes necesarios que ayudan a nuestro organismo a realizar sus funciones, incluyendo el mantenimiento y el correcto funcionamiento de los huesos, el corazón y el cerebro, ¿por qué eliminarlos del agua mediante un proceso químico?

Nosotros desde Herboristería Altea recomendamos siempre la Jarra Alkanatur, con la que podrás disfrutar de un agua 100% libre de metales pesados, químicos, disruptores, ectc. con el mejor sabor posible y al mejor precio del mercado. Cuida tu salud y la de los tuyos con la Jarra Alkanatur.

Relacionados

No Comments

Deja un mensaje